Arriba, la calle Imagen, en 1957 y abajo, en la actualidad.

La calle Imagen de Sevilla no aparece nombrada como tal hasta 1684, debido a un retablo de la Virgen que en ella existía.

Se trata de una vía que sufrió una profunda transformación durante la década de los 50 del pasado siglo XX.

Como se aprecia en la foto superior, tomada en 1957, entre la plaza de San Pedro y la Encarnación existía una pequeña barreduela que fue derribada para dar lugar a la calle Imagen tal y como la conocemos hoy en día, que se puede apreciar en la imagen inferior.

Desde ese punto, a la izquierda, se abría la calle Bolsa y a la derecha, la originalmente denominada Imagen. Tras el derribo de esa manzana de casas, la nueva y ancha calle resultante heredó el nombre de esta última.

Como punto de referencia para comparar ambas fotografías, se puede observar a la derecha parte de la fachada de la Iglesia de San Pedro y el retablo cerámico del Cristo de Burgos, que aún subsiste.

La antigua calle Imagen, de gran estrechez, era, al igual que hoy en día, una importante vía de acceso al centro de Sevilla desde la Puerta Osario, por lo que era sumamente transitada. Esto, unido a la circulación del Tranvía, que ocupaba de acera a acera, hacía de esta una vía peligrosa, en la que se produjeron numerosos accidentes.

Con su ensanche, se perdió el encanto de aquellas callejas antiguas, aunque se ganó en comodidad y funcionalidad.

La nueva calle Imagen,  como hoy la conocemos, se completó a principios de la década de los 60 del siglo XX.

separador-01

Fuentes de las Fotografías: